¿Cómo me gusta que me traten como cliente? Si, nosotros también somos clientes y como tales, nos gusta recibir ciertas atenciones y que nos traten de una manera determinada. Es cierto que hay diferentes tipos de clientes: los muy informados, los que buscan chollos, los que prefieren mirar solos, los que requieren muchas atenciones….
Pero independientemente de esto, hay ciertas pautas que son comunes en la atención al cliente. Para mejorar esta atención y tener clientes satisfechos, que hablen bien de nuestra tienda, debemos seguir unos consejos básicos:
  • Sé honesto: cuanto más honesto es nuestro negocio con sus empleados, proveedores y con la sociedad en general, más fácil es que el CLIENTE perciba esa honestidad cuando le atendemos. Es decir, si mi empresa no tiene una política clara de recursos humanos, la relación con los proveedores es tensa o no sabe qué aporta a la sociedad o a las personas, es muy complicado que el vendedor pueda transmitir honestidad a los clientes y por lo tanto tampoco transmitirá confianza. Seguro que alguna vez has salido de un comercio pensando «me han querido engañar»
  • Atender con entusiasmo, alegría y una sonrisa: como clientes queremos que nos atiendan con una actitud positiva. Saluda con una sonrisa, haz que el cliente sepa que estás disponible (con un gesto es suficiente en muchos casos). Si en una tienda te han atendido con cansancio, falta de voluntad o incluso mal humor, ¿volverías a ese comercio?. Evita frases que incluyan «NO». El cliente valorará positivamente que le recomiendes otro establecimiento si no puedes resolver su problema y recordará tu tienda.
  • Empatizar: precisamente el hecho de que todos somos diferentes como clientes, hace importante saber identificar a las personas para atenderles como realmente quieren. No sirven las fórmulas porque no todos los clientes esperan lo mismo. Tampoco sirven los prejuicios por el aspecto. Es aquí donde notamos la valía del vendedor que nos atiende, por su capacidad de entender qué queremos como clientes y cómo lo queremos: que nos hablen con un lenguaje que comprendamos, que nos dejen mirar, que nos expliquen más sobre el producto, encontrar el mejor precio….
  • Apelar a sus sentimientos para que se identifiquen con nuestra marca: hoy en día es más importante que nunca que los clientes perciban la propuesta de valor de nuestra tienda (o empresa). Formula tu estrategia y difúndela entre tus trabajadores, tus proveedores y por supuesto tus clientes: cómo les ayudas, qué ventajas tiene comprar en tu tienda, cuál es tu compromiso con tu entorno y con la sociedad…. Esto debe quedar reflejado no sólo en la atención al cliente, sino también en tu estrategia de comunicación: en la tienda, en tu web, en tus redes sociales….

¿Es esto lo que valoras como cliente? ¿Qué otros aspectos te parecen importantes? Coméntanos tu experiencia, como cliente o como propietario de un comercio.

 

The following two tabs change content below.
Amante del comercio independiente y el impulso a las economías locales y rurales. Experta en interiorismo comercial y marketing en el punto de venta. Formadora y conferenciante. Siempre aprendiendo ¿Trabajamos juntos/as?

Tiempo de aprender, de leer, de prepararte

Un buen momento para repensar tu comercio con Doctora Retail: más de 250 posts sobre marketing, diseño, redes sociales, e-commerce, formación y mucho más. Y seguiremos preparando más

Permisos del RGPD

¡Genial! Ya sólo falta que confirmes tu suscripción en el correo que acabamos de enviarte. Revisa tu carpeta de "notificaciones" y/o "promociones". Bienvenido/a al Club de los/as Mejores Comerciantes